DGM “Momentum”




DGM  “Momentum” – Scarlet Records – 2013 

De DGM hemos de decir que al igual que ocurrió en algún minuto con los afamados Labyrinth y también con Vision Divine, que si bien en sus inicios estuvieron anclados en el sonido del power metal melódico poco a poco fueron madurando su sonido en la década pasada para irse adentrando cada vez con mayor propiedad dentro de los terrenos del progresivo consiguiendo por supuesto sus mejores fortalezas y sus discos más memorables.  Ahora también debo ser claro, no es que a DGM le haya seguido al dedillo su completa discografía conociendo en detalle todo lo que han hecho previamente, pero si por ahí en un par de discos antiguos como “Change Direction” y “Wings of Time” reconozco haber encontrado algunas cuantas piezas que en su momento me hicieron alucinar cuando el power metal estaba en pleno apogeo, más aún cuando Italia era seguida con atención por el nivel de las bandas que estaban editando.

Después de casi veinte años de carrera el escuchar esta nueva experiencia musical de los oriundos de Roma, desde luego que no tiene mucho que ver con la aventura power metalera de toques progresivos de sus orígenes, más bien hoy parece ser todo lo contrario, metal progresivo con arranques de heavy melódico que también gracias a sus conexiones ya sea en tours como también en amistad con bandas como Symphony X y Pagan’s Mind de manera paulatina ello ha contribuido a que el sonido de DGM se haya modernizado para alcanzar ribetes de modernidad mucho más impactante en relación a muchas otras bandas que hoy se mueven en estos terrenos. Curiosamente en este nuevo álbum y quizás debido también a todo lo que hemos dicho antes es que esta nueva producción mucho se ha imbuido del sonido de estas dos primeras bandas, no por nada incluso han contado como colaboradores al gran Russell Allen (voz por excelencia de Symphony X entre otros proyectos) y al gran guitarrista noruego Jorn Viggo Lofstad de Pagan’s Mind. Quizás no es que antes no estuviera presente esta influencia (además de ese innegable gustillo a Dream Theater que tenían en sus primeros años) pero el caso es que en esta nueva producción todo suena con una grandilocuencia y una potencia tremendísima, me ha encantado en demasía el escuchar esta nueva producción, tanto del sensacional trabajo de su guitarrista Simone Mularoni y del tecladista Emanuele Casali como también de su buen vocalista Mark Basile.

El opener “Reason” cuenta con la presencia impactante de Russell para así hacer mucho más cautivante el arranque en donde como no iba a ser de otro modo podremos apreciarle en todo su esplendor impregnando de su garra habitual a un tema bien ganchero y técnico, muy en la línea de los últimos trabajos de Symphony X, aunque alternando faenas con el buen Mark Basile que tampoco luce cojeando en su trabajo. Aquí luego llega “Trust” y es donde empiezo a notar ese influjo mucho más marcado por sus colegas de Pagan’s Mind, ya que ese riff inicial y esos interludios técnicos con que arremeten en buena parte de este track se me hacen bastante similares o inspirados al menos en lo hecho por los noruegos en trabajos como “enigmatic: Calling” o “Heavenly Ecstasy”, bastante grooviero pero siempre con una depurada melodía que te hace saltar de pura emoción. Los italianos en este caso no les han perdido huella aunque a mi parecer las diferencias – aparte del obvio toque vocal de Basile- vienen dados por ese affaire sinfónico que en su música parece más marcado que en los escandinavos. “Universe” da cuenta de ello, con un riff aperradísimo hasta el final, muy bravo y con un Fabio Constantino aporreando con todos los parches además de una notoria faena de Andrea Arcangeli en el bajo consiguiendo una melodía sumamente ganchera de inicio a fin.

Como si esas inspiraciones a lo Pagan’s Mind no fueran suficientes, ese modo en que Mularoni es capaz de levantar sus cuerdas en la partida de “Numb” si no te recuerda a Viggo Lofstad es porque quizás nunca has escuchado en detalle a este último ya sea en Pagan’s MInd o en Jorn, pero claro que esa es una de sus trademark en guitarra que en este caso el itálico ha logrado clonar casi a la perfección. “Pages” muestra el aspecto más lúdico y virtuoso de Simone con un tema realmente grooviero, mucho más complejo en sus ideas aunque con algunas cuantas pasadas de thrash progresivo hacia los estribillos notable. “Repay” es una de aquellas baladas que en la cual los italianos no fallan, ya que por lo general saben bien como trabajar estos aspectos para mantener el encanto en este tipo de composiciones sobre todo a nivel de coros, mientras que el siguiente “Chaos” lleva consigo la participación del buen Jorn Viggo Lofstad con uno de sus solos fulminantes en un tema repleto de riffs intensos e inquietantes cambios de ritmos que a ratos bordean el thrash y el power metal en uno de los temas más completos de la placa. “Remembrance” es un medio tiempo más soñador, para escuchar con sosiego mientras que “Overload” es otra andanada de melodías técnicas en que los teclados de Casali y el virtuosismo de Mularoni se alternan para lograr otro sendo corte de poderoso metal progresivo que se vuelve adictivo al instante. Un trabajo impecable para los degustadores del mejor metal melódico y progresivo, estos chicos vienen en alza, no obstante sus notorias influencias esto no empaña su gran labor compositiva para esta enorme producción. Más detalles e info en http://www.dgmsite.com/ y http://www.facebook.com/dgmprog .

NOTA: 9 / 10

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SYMPHONITY “King of Persia”

VIVALDI METAL PROJECT “The Four Seasons”