STORM “Storm’s a Brewin’ "


STORM  “Storm’s a Brewin’ " – Tin Idol Productions – 2015
Si bien he de admitir que los sonidos rockeros más alternativos nunca han sido lo mío, en esta ocasión casi por casualidad me he topado con el material de esta banda gringa proveniente de la zona insular de Hawaii, por lo que en esta oportunidad tendremos una producción a medias entre “alohas”, movimientos pélvicos sensuales, ritmos góticos y guitarras eléctricas con la evidente oportunidad de conocer una banda realmente exótica para lo que con habitualidad podemos escuchar y comentar en estas latitudes. La banda nos habla de sus amplios rangos de influencias que van desde el metal gótico tipo Lacuna Coil, Evanescence o Nightwish, y un pequeño deje a las obras solistas de Pamela Moore (algo del Queensryche más noventero hay en ello también), de que su baterista Gerard Gonsalves ha sido parte de la historia del metal gringo de antaño al formar parte de los under Aaronsrod como también de la banda metalera hawaiiana Calamity Jayne, además sus otros integrantes han sido partes de otra serie de proyectos que por lo demás siempre se han mantenido en plena esfera underground. Su vocalista es Sandy “Storm” Essman y también ha tenido paso por otras agrupaciones de la escena local y al parecer todo apunta a decir que Storm es su primer eslabon en donde adquiere mayor protagonismo apuntando a lograr mayores logros si es que la promoción y la opinión del respetable así se los permite.
Estamos ante un disco ejecutado con las ganas e intenciones de posicionarse en aquellos senderos que en el pasado le ha permitido a bandas como Evanescence o Lacuna Coil triunfar. Pero algo es claro: me falta acá ese elemento memorable en alguna de sus composiciones, ya que si bien en materia de sonido podríamos encontrar un resultado decente, en lo musical por largos pasajes se me vuelven algo monótonos y repetitivos, con una Sandy que si bien demuestra fortaleza y dinámica frente al micrófono, las melodías que le tocan de base no se me hacen todo lo despampanante que podrían ser, considerando por ejemplo que no existe ningún tipo de corte ganchero, de esos que habitualmente las bandas ponen en primer o segundo lugar estratégicamente para enganchar a modo de single. Muchos de estos temas a medida que empiezan a caer suenan casi idénticos después de un par de escuchas, e insisto, no hay algo que te lleve siquiera a intentar nuevas escuchas de cara a romper esa idea inicial (de hecho el ejercicio lo hemos hecho, pero ni así y todo funciona, que lástima). Las melodías de teclado algo aportan a lograr esa atmósfera más oscura, e incluso por ahí se atreven con un solo bastante curtido y técnico como en el inicial “Serpentine” o el buen y breve solo que se despachan en “Siren’s Calling”.
En definitiva se me vuelve demasiado opaco y latero el llegar hasta el track trece. La verdad tratamos acá con composiciones demasiado planas y sin la variedad suficiente como para lograr el despegue necesario en la carrera de estos hawaianos. Esperaba mucho más, pero sólo han sido destellos de talento que hemos apreciado en cortes como “Serpentine”, el más duro “Dirty Bitch”, un groovie rock que aparece en “Torment of Desire”, el sinfónico final con “Smoke of Deception” que algún atisbo a Nightwish muestra – muy pero muy remoto eso sí – pero no mucho más que eso. Perfectamente este disco podría haberse acortado a la mitad y hubiera logrado mucha más sustancia que la que en estos casi sesenta minutos de músico nos han ofrecido. Más info y detalles en https://www.facebook.com/STORM808 .
NOTA: 4 / 10
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SYMPHONITY “King of Persia”

SINIESTRO “El Elegido del Mal”