BURNING DUSK “Scavenger of Light”


BURNING DUSK  “Scavenger of Light”  - Independiente – 2015
Costó pero salió. Esa es la primera impresión que nos deja el oír el debut discográfico oficial de los porteños de Burning Dusk. Han sido muchos años merodeando en el underground nacional, con buena respuesta de parte del público gracias a su primer EP “Shameful Angel” que a esta altura podría ser considerada como una auténtica reliquia con sus más de 12 años de haber sido editado. Y si bien en sus orígenes siempre pudieron ser encasillados dentro de la movida del death metal melódico a la escandinava con ese fuerte influjo a lo At The Gates e In Flames en lo principal, todos estos años “quitados de bulla” han servido para ir madurando la propuesta, logrando hacerla mucho más personal, volviéndolo todo mucho más profesional. Claro, ha habido cambios de formación en el intertanto, miembros originales que no han podido finalmente sumarse a esta primera aventura (la partida de su vocalista original Jaime Correa, del bajista Dieter Heidecker, del guitarrista Javier Perez, entre otros) pero que no ha significado un obstáculo definitivo para que la banda creyera en sus posibilidades y lograra plasmar lo que tenemos en nuestras manos en este momento: su primer disco definitivo “Scavenger of Light”.
Actualmente Burning Dusk ha asumido la forma de trío: son Christian Glavich (batería), Erick Grawe (guitarras) y el más reciente integrante Andrés Arancibia (bajo, vocales). El resultado de esta producción es fruto de lo hecho en los AST Estudios en Santiago gracias al apoyo de Benjamín Bello y Nicolás Arce en los mandos técnicos (Polimetro, Husar, Battlerage, Minerva, entre otros). Han incluido nada menos que nueve cortes, entre los cuales nos presentan cada una de las primeras tomas del ep del 2002 dándoles nuevos matices y un enfoque realmente más acabado. Lógicamente nos topamos acá con la mejor versión de Burning Dusk para este 2016 (a pesar que oficialmente el álbum fue editado en las últimas semanas de diciembre pasado). El entusiasmo con que han acometido esta grabación se deja sentir en estos tracks y el trabajo en el estudio es fiel reflejo de ello.
Tras un intro de rigor como es “Scavenger of Light” el primer latigazo lo dan con “Deadbed”, temazo por donde se le oiga, rápido, agresivo, fusión de texturas thrash y death metaleras, con un Andrés transformado en una auténtica bestia con el micrófono dando una nota de brutalidad sublime. Melódicamente si bien la base es bastante rápida y directa, todo figura  bien matizado con algunos riffs a medio tiempo que otorgan un contrapunto de gran contundencia. La batería de Glavich sonando en un muy buen punto y el solo de Grawe si bien breve, pega en buena forma con un tema altamente pegadizo. En el siguiente “Pariah Generation” tenemos uno de los primeros viejos cortes que han sido remozados para la ocasión: nuevamente bien trabajado en materia de rítmicas, con una batería acelerada y una melodía con suficientes cambios de intensidad que recuerdan a bandas como Arch Enemy y en menor medida a gente como Metallica. La voz de Andrés desde luego que también tiene sus diferencias al anterior vocalista, siendo la del primero mucho más gutural en relación a esa más ácida y chillona voz de Correa.
“Off the Hock” alterna muy bien partes a medio tiempo con otras más veloces con altas dosis de técnicos riffs de peso y  brutal performance del ex Minerva, Andrés Arancibia. En el siguiente “Cursed” la doble pedalera de Glavich hace su entrada triunfal para lograr un corte que se mueve en aquella habitual línea At The Gates entre el tempo medio y más acelerado en donde los guturales de Arancibia marcan absoluta presencia de principio a fin (mucho nos recuerda al Johan Liiva – ex Arch Enemy – de trabajos como “Black Earth” o “Burning Bridges”). Con “Restless” incluso incorporan influencias mucho más ligadas al heavy metal tradicional combinadas con la brutalidad propia del melodeath escandinavo con un breve solo al más puro estilo Mike Amott por parte de Grawe.
Los últimos cortes simplemente resuman la línea de los nacionales, esto es un ataque frontal a tus narices de puro death thrash melódico de alto octanaje y brutalidad, destacando por cierto el siniestro riff de “Hell to Pay”, el death metal más a ultranza y brutal que despuntan en “Deadly Companion” y finalmente el clásico “Merrick” que con varios cambios en su fisonomía en relación al original “John Merrick” suena más potente y elegante que  nunca antes, coronando un trabajo que bien ha valido su espera. Mucho tiempo ha pasado desde aquel tímido primer EP que si bien demostraba por cual lado irían los dardos, faltaba este paso final que hiciera saber que tan interesante podría ser el producto final. Lo han hecho, y en gran forma, este debut es todo lo que podría esperarse de una banda con una alta comprensión del estilo, con varios años y experiencias a cuestas, por lo que finalmente el resultado se puede decir que está muy a la altura de las expectativas. Más info y detalle así como la compra de este magnifico digipak con gran portada (a cargo de Giovanni Mena) en https://www.facebook.com/burningdusk/ .

NOTA: 8.5 / 10
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SYMPHONITY “King of Persia”

SINIESTRO “El Elegido del Mal”