ALQUIMIA “Alquimia”


ALQUIMIA    “Alquimia” - Independiente – 2016 

                Cuanto tiempo ha pasado para volver a escuchar nuevo material de los oriundos de Valparaíso. Nada menos que quince años desde el debut oficial con el LP “Fe Contra Fe” allá por el 2001, época en la cual esta banda ya consolidaba una propuesta como líderes dentro de la escena del heavy metal tanto local como a nivel nacional. No es misterio el hecho de que en este rincón del mundo nadie vive de este oficio que es la música, y mucho menos si de metal se trata, quizás por ello también ha sido tan difícil mantener a la banda en activo en forma más o menos regular. Recordemos que tras ese álbum el 2005 volvieron con el EP “Sed de Rebelión” y más tarde los trabajos audiovisuales “Fe y Rebelión en la Santa María” (2007) y luego “Trece años de Rock” en el 2012. Múltiples cambios en la alineación en el camino, incluyendo el paso de vocalistas como el clásico Christian Carrasco y Erick Galdyanz (Cathalepsy, Engrave, Edelweiss) además de la salida de su bajista de toda la vida Pablo Saldivia

               El caso es que dentro de la formación encontramos aún la presencia de quien a todas luces asoma como la columna vertebral al interior de la banda, como es su mítico guitarrista Pablo Guzmán, quien junto al apoyo del bajista Sergio Amor, el guitarrista Jorge Meyer, el batero Andrés Salinas y su más reciente incorporación como es el vocalista Rafael Castillo (también de los santiaguinos power metaleros de Fireland) han finalmente puesto las cosas en su lugar para continuar el legado de una de las agrupaciones más queridas de la escena metalera chilena. 

              Desde esa estupenda portada creada por el diseñador Jaime Guerrero, pasando el elegante diseño en digipack y por el contundente sonido logrado en nada menos que tres estudios distintos (aunque siempre guiado por la atenta mirada de la propia banda que ha incursionado en labores de producción), hasta llegar al sensacional gancho de estas ocho nuevas composiciones, todo, absolutamente todo en este disco pinta para transformarse en una de las placas más disfrutables que haya salido de tierras nacionales en el último tiempo (doble mérito al ser porteño si me lo permiten). 

          “El que Ríe Último” es un tema que ya se había anunciado como su primer single, y seguramente su elección se debe al hecho de que es una de sus piezas más contagiosas, heavies y coreables que hayan elaborado en toda su carrera. No quiero pasar por encima del trabajo anterior, pero me parece que en una movida muy ad hoc a los tiempos que corren, estos Alquimia versión 2016 sin olvidarse de sus raíces musicales ancladas en los sonidos tradicionales han metido mucho más arreglos y detalles que los hacen sonar mucho más explosivos y dinámicos que en sus primeras producciones. Súmale a ello la presencia de un gran vocalista como Rafael Castillo con un registro poderoso, algo grave y rasposo que si de referencias se trata me recuerda por distintos detalles al mítico Ronnie James Dio así como también al vocalista alemán Herbie Langhans de los powermetaleros de Sinbreed y colaborador cercano al popular Tobias Sammet, con quien visitara Chile hace unos meses junto a Avantasia. 

              Musicalmente este opener abre los fuegos con un estilo muy clásico con unas rítmicas de alto octanaje en plan Dio, un estribillo de mucho peso y unas líneas vocales conducidas con mucha onda por parte de Castillo demostrando que su forma de cantar ha sido una de las mejores cosas que le podría haber sucedido al estilo de Alquimia. Ahora si a todo esto le sigue un tema igualmente prendido y agresivo como “Maldito Bastardo” que ya asoma como su siguiente single, la cosa no podría pintar para mejor. Una potente batería para dar el vamos y luego ahí tendremos uno de los riffs más machacantes de la placa con gran labor por parte de Pablo y Jorge (con chispeantes solos como si no fuera suficiente) incorporando además uno coro igualmente efectivo y pegadizo, lo cual desde luego se refuerza gracias a la faena de Rafael. Llama la atención además el buen uso de la doble pedalera que acentúa mucho más la intensidad de la canción, algo que al menos en su primera placa muy poco utilizaran. 

               Con “Mas allá de la Razón” bajan un poco las revoluciones para explorar a través de sonidos más hard rockeros, algo en lo cual tampoco Alquimia son unos principiantes, lo cual se destaca a través de unos geniales estribillos, unos brillantes solos y una melodía a medio tiempo con buen peso y un influjo cercano a unos Dokken y Black Sabbath era Dio y Tony Martin en lo principal. En esa misma senda puede seguir “Avatar”, remarcando el hecho que cuando se trata de rememorar los sonidos de la vieja guardia Alquimia es uno de sus principales abanderados desde tierras chilenas. Marcadas líneas de bajo por parte de Sergio Amor contribuyen a dar mayor colorido a una melodía de heavy & hard de muy buena cepa, con todo ese sesgo crítico en lo lírico contra el uso actual (o mejor dicho abuso) del internet y las redes sociales. 

               El siguiente track es “Fuego en el Alma” con el cual vuelven al ataque en una melodía de inspiradas guitarras y armonías con un cierto toque épico que aportan los arreglos de teclado a cargo del propio Rafael Castillo. Unas guitarras elaboradas con un refinado trabajo técnico por parte de Guzmán y Meyer, logrando un medio tiempo de muy buen gusto y mejores cambios de ritmo. Y enseguida con la lenta “Reina del Dolor” asistimos a una especie de balada a medio tiempo, muy sentida en la interpretación de Castillo y un aire sabbático en el juego de guitarras. 

             “Nuevos Rumbos” ofrece algo más de ese heavy metal en plan tradicional con un riff marcado y con un peso titánico que hace gala de algunos arreglos más propios de una banda de power metal progresivo (si me preguntan, algo de Vanden Plas y Threshold encuentro en ese exquisito riff central así como en esos interludios con teclado que han incorporado en pasajes puntuales). 

             El cierre llega con “Voces” que retoma en cierta forma la potencia desatada en los dos primeros tracks, a través de una melodía pegadiza con un aire Judas Priest y Ronnie James Dio, todo con un espíritu callejero y exhudando pura vibra ochentera de principio a fin. Sin duda, y para retomar la idea inicial, me parece que esta vuelta discográfica de los porteños de Alquimia es un acontecimiento que merece toda consideración tanto por los medios como el público seguidor del heavy metal “made in Chile”. Lo hemos visto, lo hemos escuchado: el talento de los músicos nacionales no puede ser guardado solo para unos pocos iniciados. Esta es otra oportunidad para seguir disfrutando de buen heavy y de llevar este sonido hacia el resto del orbe metálico. 

FORMACIÓN: 

Rafael Castillo : Voz 
Pablo Guzmán: Guitarra Líder 
Jorge "Cacho" Meyer : Guitarra Lider 
Sergio Amor : Bajo 
Andrés Salinas : Batería 


SONIDO:
PORTADA: 10 
VOZ:
MÚSICA:

NOTA FINAL: 9,2 / 10

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SYMPHONITY “King of Persia”

SINIESTRO “El Elegido del Mal”