ENTREVISTA A MUTACIÓN: Evolución metalera en reversa


Cuando las tendencias mundiales del metal cada vez más parecen retrotraerse hasta sus mismísimos orígenes fundacionales, nuestro país no parece estar ajeno a esta movida y así es como cada vez con mayor frecuencia aparecen bandas capaces de entregarte sendos trabajos y propuestas que parecieran sumergirnos en la máquina del tiempo para hacernos sentir como si aún estuviéramos viviendo en aquellos dorados años de puro hippismo y metal puro y sencillo. En esta parada es que descubrimos a una de las bandas más promisorias del último tiempo, provenientes desde Rancagua, la gente de Mutación. La última entrevista que realizamos en el marco del Heavy Metal Night, y creo también la más nutrida estuvo a cargo de su guitarrista y fundador Richard Jimenez con quien largo y tendido hablamos sobre la banda, sus orígenes, sus aspiraciones y algo más. Con ustedes Mutación:

MRH: Cuentanos un poco cuanto tiempo es el que lleva en activo la banda? 

Richard: Bueno, la banda lleva aproximadamente tres años, aunque algunos integrantes llevamos ya carreteando algún tiempo y tocando en algunas bandas que se arman y desarman, pero este proyecto yo creo que se consolidó hace tres años con la idea de poder realizar un material propio y sobre todo que fuese en español. Tú sabes que hoy está plagado de bandas tributo, y efectivamente nuestra forma de identificarnos con nuestras letras y sentimientos era realizar un material donde pudiésemos plasmar nuestras ideas en un contenido con letras en español. El estilo nuestro siempre setentero-ochentero, Heavy Metal 80s. Nos reunimos un par de músicos para grabar este disco que fue un vinilo y lo mejor tocando. 



MRH: Justamente respecto al sonido que tú mencionabas, anclado en la etapa setentera y ochentera . ¿Eso es algo que ustedes han buscado intencionalmente o que solo se ha dado mientras lo componían? 

Richard: Yo siempre he sido un tipo que desde chico empecé a escuchar rock, quizás tú eres de la misma edad mía (risas), mis hermanos llevaban el tocadisco con los vinilos y las fiestas en esa época se hacían con la música de los años 70s, obviamente eso luego evolucionando con las bandas de heavy metal del 80 y para la mí la música murió el año 90. Todo está dentro del circuito 70-80 y mi idea siempre fue hacer una música de ese estilo entre hard rock y un heavy metal duro. 

MRH: Tú has sacado a colación el tema de la edad, estamos en el caso de ustedes hablando de gente que sobrepasa los 30 o 40 años. ¿Por qué tanto tiempo para finalmente plasmar todas estas ganas de hacer música y dejarlo para una edad tan madura? 

Richard: Muy buena pregunta. Lo que pasa es que cuesta mucho en Chile consolidar una banda y un proyecto. Tú puedes tratar años tratando de sacar material, y por ese motivo no se concreta o simplemente queda como hobbie. De hecho muchas de las letras que hoy escuchaste fueron escritas a los 16 años, pero nunca fueron plasmadas en los treinta años siguientes. Ahora bien, nosotros somos una banda que integran un tecladista y un promisorio baterista, ambos muy jóvenes (de 23 y 17 años respectivamente), un vocalista, un bajista y yo que estamos en los 40 y tantos, por lo tanto se mezclan varios estilos. Recién ahí se dio para plasmar este álbum. Por lo demás sabrás que la música no es un negocio muy rentable, de ahí que uno va dejando ciertos caminos y tomando otros, pero cuando te decides a hacerlo, no hay que pensarlo dos veces y simplemente tirarse con tuti. Es decir: tienes el objetivo y lo persigues hasta el final. Me hubiera gustado eso sí, hacerlo hace quince años atrás. 



MRH: Si bien este disco – en su versión CD – aparece como fecha de edición el año 2015, pero ustedes recién ahora, en el 2017, comienzan la promoción en serio. ¿A que se debe esta larga transición entre el lanzamiento y la promoción? 

Richard: Te cuento. Como Mutación nosotros tenemos dos trabajos: un primer CD del 2015 que fue para ver como entrábamos al mercado nacional, el cual tiene 11 temas, ya un poco más elaborado. Lo quisimos hacer con ese CD fue convertirlo en vinilo, que creo puede ser el sueño de cualquier banda. Por eso nos demoramos un poco en hacer el vinilo. No queríamos hacer una promoción ni tocar sino hasta que el vinilo estuviera. Creo que partimos a la inversa que el resto de las bandas, que es tocar, tocar, tocar, y después que la banda sea conocida, sacar un CD y vinilo o bien que un sello lo pesque. Acá fue al revés: yo quise sacar el material, y una vez tuviera este “hijo” en vinilo lo quería mostrar. Eso es lo que hacemos ahora. Este vinilo fue una autoproducción (ningún sello ayuda acá en Chile de hecho), lo hicimos con mucho esfuerzo. Solo tratamos de que este CD llegara a ser alguna vez en formato vinilo. Lo mandamos a España, logramos que llegara el 2016, y a partir de ahí en adelante, a mostrarlo. Esta tocata en Valparaíso es parte del circuito que hemos trazado para mostrar el material, que consta de ocho temas, pero el CD trae once (el problema es el tiempo de grabación en el vinilo, y para no disminuir la calidad lo dejamos en ocho temas). 

MRH: ¿Cuál es la recepción que ha tenido este trabajo en términos de crítica y también por parte del público? 

Richard: Bueno, como decía, el vinilo nació de un anhelo propio de lograr un trabajo en ese formato. De ahí, el segundo paso era mostrarlo. En la recepción creo que hay dos facetas: la primera es que cuando hicimos llegar el disco a España, allá quedaron muy encantados con nuestra música, no así en Chile. Si tú me preguntas, hoy en España el disco se escucha más que en Chile, lo cual no significa que en Chile no haya gustado. Yo podría concluir que a la gente que ha escuchado el CD o el vinilo solo ha tenido buenos comentarios, lo cual es super importante. Sin embargo, es importante que nos valoren tanto o más acá en Chile que lo que en Europa se ha hecho, aunque en Chile esto es muy difícil, tocar y hacerse conocido. La verdad es que nunca pensé que en España iba a tener tanta aceptación, menos en radios tan importantes como la Mariskal Rock o la revista Heavy Metal donde nos han valorado bastante. Creo que en Chile la labor está recién comenzando, pero creo que nuestra música igualmente en nuestro país ha gustado porque es un hibrido entre el rock setentero y el heavy ochentero, más encima en español, lo cual creo que aún tenemos que aprender: a escuchar música en español y no tanta música yanqui. 



MRH: En lo personal, una de las composiciones mejores logradas es el instrumental “Cueca Mística”, que mejor me ha llegado en términos de sentimiento y por ejecución, con todo el influjo progresivo, folclórico y rockero. ¿Cómo es que llegaron a un tema de estas características? 

Richard: Siendo bien honesto contigo, en este vinilo lo que quería lograr era una cara progresiva, un rock heavy progresivo que durara unos quince minutos. Un “Get Ready” cualqueira (risas) por un lado. Cuando hice la composición, siempre pensé en eso, que serían dos temas, y que quedarían unidos. “Cueca Mística” era parte de ese tema, pero por tiempo y publicidad tuvimos que cortarlo. Así nos quedo un tema folkie progresivo, tipo Jaivas, pero con un toque más rudo, dando como resultado este “Cueca Mística” que a ti te impresionó. 

MRH: ¿Cuáles son las proyecciones trazadas para este 2017? ¿Habrá algunas ideas audiovisuales en camino (dado el uso de cámaras durante la tocata Heavy Metal Night)? 



Richard: Sí, queremos subir un videoclip a la página, queremos potenciar esta herramienta, Facebook, las redes, etc. Lo que se viene a fin de cuentas es tratar de promover la banda al máximo, de tocar lo que más se pueda, de subir fotos. Después de esta tocata, se nos vendrá otra en Rancagua, en Curicó y otras más por confirmar. 

MRH: Sé que deben haber por ahí muchos amantes del Heavy Metal pero que talvez no conozcan a Mutación. ¿Qué le diríamos a ellos para que se acerquen y se atrevan con su propuesta? 

Richard: Yo díria que Mutación es un rock duro, directo, que te va llegar a las venas, sobre todo por las letras pues se trata de vivencias. Yo diría que es una añoranza de bandas chilenas como Tumulto, Turbo, Feedback, pero en donde hay una evolución con una mezcla de un rock setentero duro con sus riffs, pero en donde además te podrá sorprender con un Saxon o un Judas Priest fácilmente, para después pasar a Los Jaivas en una volada progresiva. Entonces, como me dijeron los españoles en una entrevista, a modo de conclusión, Mutación es una banda atemporal, es como una banda thrash (por su logo), pero que añora el pasado. Así los invito: escuchen el vinilo y nos den su opinión. Agradecemos también el espacio que nos brindas para que Mutación pueda salir al aire.


Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SYMPHONITY “King of Persia”

VIVALDI METAL PROJECT “The Four Seasons”