SINIESTRO “El Elegido del Mal”


SINIESTRO   “El Elegido del Mal” – Batiendo Records – 2016 

              Una de las escenas más entusiastas que uno puede observar en el panorama de la Quinta Región sin duda es la del puerto de San Antonio, no solo por el colorido y empuje que cada una de sus bandas impregna a su propuesta tanto en el estudio como sobre la escena (nombres al por montón: Abstract Symphony, Lluvia Fúnebre, Subliminal, Gedeon, entre otras), sino que también por ese tono casi familiar que se vive por esos lados entre la fanaticada que apoya con bastante fuerza el trabajo que sus bandas intentan plasmar cada vez que sacan un álbum o anuncian nuevos eventos. No por nada el bar Piedra Roja es lugar de encuentro recurrente por esos lados, y en que no obstante lo pequeño del espacio siempre uno se puede topar con un ambiente de camaradería idóneo para el disfrute de un buen evento metálico. Ya va un par de veces en que ha tocado ir a recorrer esos lados y la respuesta que uno puede notar de por sí llama tanto o más la atención de lo que uno puede ver en ciudades y escenas más grandes como Santiago o Valparaíso. 

               Pero volviendo al centro de esto, para el caso hablaremos del debut de los sanantoninos de Siniestro, un quinteto que con casi diez años de historia a cuestas, por fin llega el momento de que puedan mostrar ante el respetable un CD en el cual hacen notar de forma muy profesional que para practicar un estilo como el thrash metal aún existen espacios en los cuales se puede ir descubriendo ideas sobre las cuales explotar algo más, logrando así un trabajo que en la médula tiene de todo, excepto aburrimiento. Desde la voz agresiva de Rodrigo Gonzalez, hasta las variadas y potentes armonías que emanan de las guitarras de Matías Nuñez y Leonardo Guajardo, sin dejar de mencionar la contundente base rítmica aportada por el bajo de Jonathan Muñoz y la batería de Luis Raimilla, todo en este álbum está dispuesto para que los fanáticos del género puedan disfrutar de un álbum con calidad sobrada en cada una de sus líneas. 

               Con el inicial “La Rebelión” la banda se anota un corte de apertura de aquellos que se pueden tildar de memorables, un buen aporte en términos de variedad rítmica en algo más de cinco minutos, letras con todo ese descontento social que se transmite al instante, además de descargar un coro de lo más contagioso (algo que en directo se incrementa al 100 % para quienes conocen lo que hacen sobre el escenario). Enseguida “El Humano y su Destrucción” tiene un riff moshero de muy buena cepa con un cierto componente hardcoreta en las líneas vocales de Rodrigo, no así en lo melódico en donde la melodía pasa de armonías a medio tiempo a otras algo más rápidas. 

         “Amenaza” arrecia con unas filosas guitarras más oscuras y precisamente “siniestras” mientras que “Asesino de ti mismo” muestra un inicio más ceremonial con una intro de acústicas para luego desbordarse en otra tanda de riffs monstruosos e incisivos en donde el groove no deja de estar en primer plano, contando además con un técnico solo de guitarra de muy buena cepa. Y en una faceta más apocalíptica ahí está “Fin de los Tiempos” en otra denodada carrera frenética de auténtico thrash que auna influencias fundamentales de aquella etapa más noventera del estilo con algo del sonido de bandas como Annhilator, Machine Head, Megadeth, Testament o los fineses de Am I Blood, aunque siempre buscando sus propias variantes para sentar las bases de su propia identidad.
 

                 “Poseidos por Dios” podríamos decir incluso que añade algunas leves cuotas de heavy tradicional en sus armonías, mientras que ese thrash más callejero y violento vuelve a retomar las riendas del álbum a través de un enorme “Guerra por Religión”, totalmente moshero, con una sección central del todo muy pegadiza gracias a su ganchero riff central. 

             No hay puntos bajos, ni siquiera intermedios en esta placa. Tantos años de esfuerzo creo que se ven coronados con la salida de esta placa, que partiendo por esa magnífica portada a cargo de Javier Lonko, el esmerado sonido logrado en los Vargaguer Estudios de Quilpué y lo refrescante de la propuesta, uno podría esperar que esta banda poco a poco debería comenzar a dar que hablar mucho más allá del territorio sanantonino. Si usted quiere ordenar su propia copia de este buen disco, ya se le hace tarde. Búsquelos por Facebook, de seguro no se arrepiente. 

FORMACIÓN: 

Rodrigo Gonzalez – voz
Matías Nuñez – guitarra
Jonathan Muñoz - bajo
Luis Raimilla – batería
Leonardo Guajardo - guitarra

WEBSITE: http://www.facebook.com/siniestromusica 


SONIDO: 8,5
PORTADA: 10
VOZ: 8,5
MÚSICA: 9,5

NOTA FINAL: 9,1 / 10
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

NOTICIAS: Lanzamiento del single "Given Work" de los chilenos Renegade - 22 de septiembre