GUADAÑA “Karma”


GUADAÑA   “Karma” – The Fish Factory – 2017 

           En el medio hispano sin duda uno de los lanzamientos más esperados para este 2017: los gaditanos de Guadaña son una de aquellas formaciones que mejor evolución ha alcanzado con el correr de los años. Suman ya su tercera producción en una carrera que data desde el 2010, pero que ha tenido su historial desde mucho antes, de la época en que los vocalistas Glory Romero y Salva Sánchez decidieran juntar sus talentos en Huma para de ahí en más ir constituyéndose en todo un aporte a la escena de su país. El caso es que los españoles de Guadaña con este nuevo “Karma” han realizado uno de los trabajos más completos que en materia de heavy y power metal te puedes hallar en la siempre sorprendente escena de ese país. Ya sea por la calidad de su producción (una vez más a cargo de Pablo Casas), ya sea por esa lucida portada (obra de Fernando Nanderas y que refleja todo un conjunto de ideas inspiradas en la concepción oriental sobre el karma y la idea de causalidad), o bien ese enorme juego de voces presente en el disco marcado tanto por los titulares indiscutidos que son SalvaGlory como además por los colaboradores de turno (después de todo no cualquiera tiene a gente como Alfred Romero de Dark Moor y Tete Novoa de Saratoga en un mismo trabajo,entre muchos otros), el caso es que lo nuevo de estos muchachos es indiscutiblemente una de las producciones de mayor acierto que nos haya llegado en mucho tiempo desde esas hermanas tierras. 

          Una variedad compositiva generosa y bien entramada es lo que desde el primer segundo asoma en “Karma” que con “Aun sigo en pie” y sus enigmáticos sonidos de fondo da el vamos a un tema oscuramente potente: muy prendidas rítmicas por parte del recién ingresado Juanma Patrón con un deje en guitarras propio del melodeath escandinavo, para dar paso a una cruda base de bajo por parte de Nael Martín y la acostumbrada voz de Glory Romero que nunca dejará con gusto poco a sus seguidores: como canta esta mujer señores ¡¡¡ Con una garra y una pasión que desde luego le patea el culo a muchos de sus colegas masculinos en ese aspecto. Las guitarras de Juanma suenan muchísimo más modernas y gruesas, además de contener unos coros más brutales hacia la mitad del tema. Un opener fierazo amigos míos… 

          Con “Ser Uno Mismo” aparte de transmitir un mensaje lírico positivo y muy actitudinal, nos ponen frente a un temazo de lo más directo y contundente con ese nivel de melodías que aúna muy bien bases clásicas con otras mayormente modernas y un gran juego vocal entre Glory y Salva. “Reflejos” sigue por ese mismo sendero aunque incorporando algunas ideas más enrevesadas junto a unos sampleos que van de fondo moldeando otro corte de lo más siniestro. Si de buscar referencias se trata me parece desde hace tiempo no advertía una banda con tal nivel de sincretismo en su propuesta, algo que en hace años escuchaba en los también hispanos de Dreamaker, particularmente con su segundo y último álbum “Enclosed”, pero que de ahí en más jamás tuvo un mayor desarrollo ni continuación. Me parece que lo que por ahora se oye en Guadaña apunta precisamente en esa misma dirección de lucidez fusionando cuanta armonía sea posible pero sin perder coherencia ni actitud ni por un segundo. 

           Otro de los puntos altos por su contagiosa melodía es “Dios del Trueno” que de entrada te golpea gracias a la rabiosa performance de Glory que ya creo ha perdido medio pulmón con todo el poderío que ha tenido que derrochar en estas líneas, así como esas exquisitas guitarras que terminan por entregarnos una de las melodías más cercanas al heavy power tradicional, aunque con esos detalles futuristas que los llevan hacia unos derroteros más actuales. Y a continuación esos altisonantes y épicos coros de “Nuestra Revolución” harían pensar que bien podríamos estar frente a un tema de bandas del tipo HammerFall o Avantasia, pero no, esto es Guadaña, y a bien seguro tengan ustedes que las señas de identidad propias de la banda comenzarán a caer en breve, una vez más con un ritmo muy marcial y machacante y en esta ocasión con un duelo de voces que logra una combinación del todo letal que al máximo de volumen se siente aún mejor.




        Pero la presencia de voces invitadas no es el único punto a resaltar de “Karma”: en lo musical la aparición del músico de conservatorio Chiqui García deja profundas huellas con su dominio de distintos instrumentos, en especial de aquellos de raíz oriental, como el bouzuki que en el instrumental “Encrucijada” logra marcar senda antesala para “¿Víctima o Verdugo?”, composición de las más agresivas que te podrás encontrar en esta placa, con momentos más cercanos al progresivo, otros rayando el heavy, en otros el thrash y el groove, hay de todo, y aún asi Guadaña consigue sonar con una frescura y una vehemencia a todo cachete, más aún cuando irrumpen aquellos ataques mucho más brutales en voz que combinan en forma venenosa junto a la más melódica Glory. Luego, con “El Bosque” los muchachos no cesan en su explotación de texturas más futuristas con toques de complejidad bien hilvanados que estará bien si es que piensas en una mezcolanza de ideas del tipo Amaranthe, Pagan’s Mind o Nevermore, aunque con letras en español. El resultado es francamente impresionante. 

         Y volviendo hacia aquellos aspectos más brutos de su música, ahí tenemos a “Nemesis”, una vez más con gran presencia de las vocales más guturales de Alberto Díaz (Overdry) que arrancan con todo desde los primeros segundos, en una melodía infame de puro thrash metal con Pablo aporreando con todo esos pobres parches. La voz de Glory más ha servido de acompañamiento en este caso, apareciendo recién hacia los coros aportando una ligera cuota de melancolía y equilibrio al vendaval desatado en los primeros segundos. 

Honestamente tras la escucha de su anterior “Deryaz” jamás me imagine que la banda iba a desarrollar tanto su propuesta para llegar a disco tan animal como este “Karma”. No terminan de sorprenderte hasta el ultimo aliento, con otras piezas magistrales como “El Castigador” (puro speed thrash metal convertido en filete musical), “Mientras Duermes” (con algún rollo más heavy y rocanrolero a pesar de que en lo vocal es uno de los más diversos con participación de prácticamente todos los invitados), el operático “Karma” (atención fanáticos de Avantasia que acá encontrarán una pieza enorme si es que gustas de estas aventuras con grandes voces intercalando diversos pasajes a través de una melodía veloz y de gran emotividad) hasta llegar al cierre con ese estilo heavy y progresivo de “Dharma” que deja caer el telón con una majestuosidad sublime. Cuarto mes del año y mira que discazo tenemos por acá. Si no llega a ser el gran disco del año, me imagino deberán acercarse mucho al podio. Por acá, al menos ya cuentan con un voto. 

FORMACIÓN: 

Juanma Patrón – guitarras 
Glory Romero – voz 
Salva Sánchez- voz 
Pablo Casas – batería 
Nael Martín - bajo 


SONIDO: 10 
PORTADA: 10 
VOZ: 10 
MÚSICA: 10 

NOTA FINAL: 10 / 10
Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

MUNDO ROCK PODCAST

SINIESTRO “El Elegido del Mal”

NOTICIAS: Lanzamiento del single "Given Work" de los chilenos Renegade - 22 de septiembre